30 de agosto de 2009

And life goes on

No sé si me va a salir un post de valoración del verano. Espero que no sea muy peñazo.
La verdad es que no me puedo quejar. He viajado, he estado con un montón de gente diferente, en definitiva, podríamos decir que durante las vacaciones he sido feliz dentro de lo que cabe. Pero ¡ay! Es llegar a la civilización, volver a enchufar los móviles, interneses (aunque llevo unos días correindo por aquí) y darme cuenta que mi realidad sigue superando la ficción. Que las mujeres son unas harpías (aunque tíos cabronazos tambien). Así que aunque me muera de ganas por acostarme con estar con alguien, en realidad NO, no me conviene ahora mismo, que luego pasa lo que pasa y no estoy ya pa más ostias.

Total, que después de que me tomen por gilipollas y pasar rabia inicial por quien se supone que es una amiga y miente como una bellaca (no puedo dar más detalles, ¡la bollosfera es tan pequeña joder!), hoy me ha dado el bajón de tristeza, aunque también puede ser por haber dormido poco y mal. Pero valió la pena, porque lo que habría sido un finde en casa, improvisé unas birras por la tarde con colegas, luego me fui de cena con SinMe, Jei y compañía, salí por el ambiente después de 2 o 3 años sin hacerlo y tuve miedo, y sin saber cómo no he dormido en casa (que aunque no lo parezca, no es sinónimo de haber follado). He finalizado mi finde ejerciendo de tía, después de un mes los sobris han crecido mucho, y ya huelen a bebé, no a mierda. Hoy he dado mi primer biberón. Ok, no se ha tomado ni la mitad porque el tío se reía en mi puta cara. Hasta los bebés me toman por gili, hay que joderse.

Pero con orgullo eh.

3 comentarios:

  1. tu vereno pinta muy muy bien... a ver si continuas contenta en otoño y del resto ya nos ocuparemos..

    un besote, guapa!

    ResponderEliminar
  2. Sí que es verdad que las mujeres son unas harpías, si... sobre todo algunas ¬¬...jajajajja.

    ResponderEliminar
  3. entre las mujeres, que son unas harpías, los hombres, que son unos cabrones, y los niños, que se ríen de todo el mundo... La mejor opción es un loro. Que habla y todo y te llama guapa aunque sólo sea para que le des unas pipas o algo.

    Y ahora a salir y a disfrutar de la vida.

    ResponderEliminar