24 de junio de 2012

Grease Lightning


Ayer me quise hacer la chula acompañando a la Moza a su pueblo en mi nuevo flamante cochazo, que aún no había conducido. (Aprovecho para anunciar que el coche vintage lo vendo por menos de lo que cuesta un smartphone). La llave la tiene mi hermano, que vive con mis padres, así que ella se esperó en el portal porque aún no procede conocer a los suegros. Lo que no imaginaba es que yo bajaría con ellos, que justamente salían de paseo. A pesar de que yo iba hablándoles a gritos para que ella se percatara, y ella disimulara escribiendo en el móvil y mirando detrás de las gafas de sol, y yo luego me fuera sola, mi madre le lanzó una mirada sospechosa. Y a pesar de ir en direcciones diferentes, al cabo de un rato se giraron y vieron que yo no iba sola. Luego mi madre me preguntó por la noche, pero yo rastreramente culpé a la Moza que era ella la que no quería presentarse. Eso es amor.

Lo patético fue que nos subimos en el BMW, yo sintiéndome Danny Sucko, arranco, pongo la marcha atrás para salir... y me voy padelante. Una vez. Dos veces. Tres. Cuatro. Hasta tocar el coche de enfrente. En un momento de humillación total llamo a mi hermano y le pregunto como se pone la marcha atrás.
- ¡Pero mira el dibujo de la palanca!
- Ya lo sé coño, no soy tonta, que llevo 11 años conduciendo! Pero nada, ni levantando el pomo (me quedé con él en la mano), ni apretando la palanca pa bajo, ni nada!
- Pues no sé, es que yo no he puesto la marcha atrás aún.
- Cojonudo.

Sin dibujo seguro que lo hubiera hecho a la primera

Para continuar con la humillación (la Moza descojonándose):
- Papa. No sé poner la marcha atrás.
- WTF? Es que no me acuerdo muy bien, sólo la he puesto una vez... Has mirado el dibujo de la palanca?
- ¬¬
- Quieres que venga?
- Sí...

Por suerte empujamos el coche para separarlo del de enfrente, que JUSTO llegaron y lo quisieron sacar y no tuvieron que decirme... ¿puedes hacer marcha atrás, que no puedo maniobrar?

Así que la Moza se fue hasta el final de la calle para no encontrarse con mi padre, conseguimos meter la marcha atrás (hay que hacer una fuerza sobrehumana, pero claro, si no lo asbes te da miedo cargarte la palanca) y salvé más o menos la tarde, porque luego a la vuelta la Moza no vio que me perdí pendiente de controlar el coche, y tardé más de media hora en hacer un trayecto de 10 minutos.

Porca miseria!



8 comentarios:

  1. Nosuuu, nosuuuu, pudimos vernos en Madonnaaaaaa. Quiero paseo por la Costa Brava ya!!!

    ResponderEliminar
  2. es que no me acordaba que ibais!

    ResponderEliminar
  3. Nosu, por favor... que me parto de risa! jajajajaja
    ¿No has visto el dibujo? juaaaaaaaaa

    ResponderEliminar
  4. Pues cada vez que aparece el anuncio de BMW de ¿Te gusta conducir? digo ¡¡No!!

    ResponderEliminar
  5. Es que eso de que cada coche tenga la marcha atrás de una manera diferente no puede ser, ¡estandarización!

    ResponderEliminar
  6. si es que quieeeen te mandaaaa jajajaj! me he sentido super identificada con la moza! dile que se venga!!

    ResponderEliminar
  7. jajajajja, pero que clase de coche te has comprado??? vas a sacar molla en el brazo de cambiar las marchas!
    Pasarlo bien!!!

    ResponderEliminar
  8. vamos... que como se dice "para atrás ni para coger impulso" jajajjaja
    pues me parece que lo llevas clara!!!!

    ResponderEliminar