9 de julio de 2009

Trabajando en mí

Habréis notado que estoy bastante ausente últimamente, apenas actualizo os comento o puedo leeros. Con el verano salgo más tarde del trabajo y me queda poco tiempo para conectarme, o tengo recados que hacer, quedar con gente... y dispongo de menos tiempo que antes para hacerlo y se me condensa todo. También trabajo más días este mes para tener vacaciones el agosto entero.

Mi cabeza está constantemente en funcionamiento, cosa que me gusta, pero llega a ser un poco agobiante pensar en todo lo que tengo que hacer e ir posponiendo cosas. Me cuesta dormir porque no puedo parar de pensar, pero me siento mejor porque he recuperado un ritmo humano de sueño. Las 6 horas diarias parece que quedaron atrás.

Como estas semanas estaba así chunguilla me empecé a leer Tus Zonas Erróneas (si lo queréis leer clic aquí) que lo tenía desde la ruptura, que aunque no trate este tema específicamente, sí que me está ayudando a ver cosas que tengo que cambiar en general sobre mi modo de ver la vida para no anclarse en pensamientos, sentimientos y comportamientos autodestructivos. Que luego consiga aplicar exitosamente lo que dice es otra cosa, pero lo intentaré, aunque es complicado desaprender. Estoy haciendo mucho ejercicio en este sentido, para no convertir todo lo que me da la vida en fustraciones o cosas que me cabrean. A veces los planes no salen como una quiere, y menos si se depende de otras personas (en mi caso sobretodo de una que yo me sé) así que hay que darle la vuelta e intentar disfrutarlo de otra manera. 

Ya he estado dos días con mis sobris en brazos y creo que se me está quitando más el instinto maternal que despertando, sobretodo ahora que son tan peques, no sé qué hacer con ellos, pero ya tengo mi práctica en agarrarlos. Hice un regalazo a las mamis que me apetecía mucho y me sentí bien.

Sigo intentando independizarme en un hogar decente (harto difícil) para tener más responsabilidades sobre mi vida.

Mañana tengo fiesta y se presenta un día de gestiones varias pero me siento relajada.

Nos vemos pronto por aquí, espero, aunque no me voy.

13 comentarios:

  1. ese libro tendre que leer yo, aunque ya ni se la de libros de autoayuda que llevo.
    Está muy bien la de "seguir sin ti" de Jorge Bucay y Silvia Salinas

    ayuda algo...
    un beso

    ResponderEliminar
  2. tus zonas erroneas me lo regalo una amiga cuando tuve el accidente...lo uso como manual =S es muy bueno

    ResponderEliminar
  3. que bien se te lee, me contagiaré de la buena onda!
    un beso de panamá!

    ResponderEliminar
  4. Ya te digo, el veranito nos tiene un poco dispersas a todas... pero mientras tú estés bien...

    Vaya peazo vacaciones que te vas a meter entre pecho y espalda, nena. Envidia cochina ¬¬ puaj. jajajajajajjajaj
    A disfrutar!!!!!!!

    ResponderEliminar
  5. Me leí ese libro hace mucho... También me compré "Tus zonas mágicas", pero debería releerme el de las erróneas, que creo que me han aumentado últimamente...

    Qué envidia me das con las vacacionesss!!!

    Un beso!!

    ResponderEliminar
  6. Todo el mes de agosto de vacaciones, suertuda.

    Disfruta de los compromisos del verano y de todo lo demás.

    Besín!

    ResponderEliminar
  7. Me alegro de que estés mejor pero continúa subiendo, eh!

    Me apunto lo del libro ;)

    un besote!

    ResponderEliminar
  8. Si ese libro es muy bueno!PEro animo ya veras como dentro de poco puedes estar disfrutando de tus tan merecidas vacaciones!

    ResponderEliminar
  9. Creo que yo también me voy a leer el libro.

    Venga, sigue palante :)

    ResponderEliminar
  10. A ver si me leo el que me pasaste para intentar empezar con este ¬¬...

    Ahora que estoy CASI de vacaciones no tengo excusa xDDD

    Besotes!

    ResponderEliminar
  11. ese libro es muy bueno, mi madre es psicóloga y muchas veces lo trabaja con sus pacientes, entre algunos otros. ES que de autoayuda hay libros y libros. Yo tengo pendiente leérmelo tb, jeje.

    ResponderEliminar
  12. Te mando una tonelada de abrazos...
    besos

    ResponderEliminar